Las tortugas gigantes y su increible viaje migratorio

| febrero 11, 2011 | 1 Comment

https://i2.wp.com/www.amigosdomarnaescola.com.br/img/bco/tar_Dermochelys02.jpg?resize=480%2C294

Una moderna investigación que se apoya en el rastreo por satellite, ha descrito por primera vez los épicos viajes de la tortuga gigante Dermochelys coriacea, por el Atlántico Sur.

Un grupo de expertos del Centro para la Ecología y la Conservación, dependiente de la Universidad de Exeter, en el campus de Cornualles, ha culminado un estudio de cinco años encaminado a obtener un conocimiento más profundo sobre estas tortugas cada vez más escasas, que sirva para hacer más eficaces los esfuerzos en pro de su conservación.

Este estudio aporta nuevos y esclarecedores datos sobre el poco conocido comportamiento migratorio de estos animales. Los investigadores han seguido los movimientos de unas tortugas desde su colonia de reproducción más grande del mundo, en Gabón, África Central, hasta el punto final de su viaje de regreso, en sus zonas predilectas de alimentación.

La investigación ha sido llevada a cabo gracias a la ayuda de diversas organizaciones ecologistas.

Mediante el seguimiento hecho a 25 tortugas hembra, el equipo de investigación identificó tres rutas migratorias, incluyendo una de 7.563 kilómetros, a través del Atlántico Sur.

A pesar de los muchos estudios efectuados sobre las tortugas Dermochelys coriacea, hasta ahora era muy poca la información fiable que se tenía sobre los viajes de estos animales en el Atlántico Sur. Lo que el equipo de Matthew Witt ha demostrado ahora es que hay tres rutas claras de migración. Los investigadores aún desconocen qué es lo que hace decidirse a las tortugas por cada una de las rutas, pero lo que ya está claro es que se trata de viajes de proporciones épicas, como queda bien ilustrado con el ejemplo de una hembra, seguida mediante satélite a través de miles de kilómetros, que hizo una travesía en línea recta a través del Océano Atlántico.

En el Océano Pacífico, las tortugas Dermochelys coriacea han sufrido un precipitado declive en su población durante las tres décadas anteriores, con una colonia de anidación en México disminuyendo de 70.000 individuos en 1982 a sólo 250 en 1998-1999. La causa exacta de esta dramática caída en su población no está clara, pero sí que las actividades humanas tienen parte de responsabilidad, debido a prácticas como la recolección de huevos de tortuga y ciertas modalidades de pesca.

Fuente

Related posts:

Ley de Pesca de Asturias
Galicia es la comunidad española que menos basura urbana genera
Obama anuncia el fin de la prohibición que impide a los enfermos del sida viajar a USA
Una galaxia comiendose a otra, fotografiada por astrónomos desde Chile
Ecologistas australianos y balleneros japoneses tienen el primer enfrentamiento violento de la tempo...
Video con la colisión entre el ballenero japones y el barco ecologista Ady Gil
El robo de huevos de tortuga en Costa Rica
Enfermedades mentales del siglo XXI. El tecnoestrés
Un asteroide potencialmente peligroso amenaza con impactar contra la Tierra en el año 2182
Nace en China una oveja con dos patas
Investigadores japoneses recomiendan almacenar celulas madre de los trabajadores de Fukushima por si...
Wang, un niño chino condenado a vivir con una mascara

Tags: , , , , , , , , , , , ,

Category: Ciencia, ecologia, Fauna, Naturaleza

About the Author ()

Comments (1)

Trackback URL | Comments RSS Feed

  1. florencia dice:

    hello como estan ah porfavor pongan info de una tortuga normal de argentina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *